Las Provincias Que hacer

Trevelin: Nieve, tulipanes y cerveza patagónica

Colonia galesa fundada en 1885, Trevelin es fácilmente accesible desde la cercana Esquel; está situada en la provincia de Chubut, a 1.472 kilómetros de Buenos Aires, en un entorno turístico natural a orillas del río Percey y a la vera de la Cordillera de los Patagónides, paralela a la de Los Andes.
Debe su nombre al vocablo galés “Pueblo del Molino”, ya que la ciudad tiene forma de esa herramienta de viento, con la plaza en el centro y las cuadras que la rodean conformando sus aspas.
Famosa por sus tulipanes en primavera, en Trevelin predomina el maitén, un árbol típico de la zona, con bosques fríos de raulíes, lengas, coihues y los gigantescos alerces patagónicos, entre otras especies, debajo de las cuáles un sotobosque provee abundante frutilla, zarzaparilla, calafate y setas u hongos.
En invierno es muy visitado el cerro La Hoya, con sus 29 pistas de esquí utilizables hasta el mes de octubre, y sus once medios de elevación.
Una alternativa a esta actividad invernal la constituyen las caminatas y cabalgatas en Sierra Colorada, de una comunidad ancestral mapuche y tehuelche ubicada a tan solo 18 km. de la ciudad. El color de las lengas en otoño le da veracidad a su nombre, aunque en invierno vire al blanco nieve.
Es común allí el deslizamiento con trineos artesanales fabricados en maderas nativas del bosque andino patagónico, o las caminatas con raquetas, ya que en invierno la sierra suele recibir gran cantidad de nieve.
La Casita de Lala y Ruka Kuwu, con sus guisos de trigo, pancutras, variedad de platos con hongos llao llao, de ñire y de pino, así como dulces caseros, ñaco, charquí, puede proveer de buena gastronomía ancestral, mates, tortas fritas y tortillas al rescoldo.
También el Monte Bianco es un centro invernal por excelencia, provisto de un medio de elevación sobre una bella área boscosa. Allí los paisajes nevados se revelan fantásticos y dicen quienes lo han visitado que las excursiones son inolvidables.
Por su puesto que tampoco puede faltar la buena cerveza patagónica, como la que provee la cervecería agrícola La Euthópia, ubicada a solo siete cuadras de la plaza Coronel Fontana, sobre calle Mimosa 127, en el centro de Trevelin. Se trata de un local pequeño, para disfrutar una cerveza al paso con alguna tapa de acompañamiento; o bien para recargar el growler o comprar botellas. Y un dato no menor es que podes degustar de la cerveza en la misma fabrica de elaboración, con visitas guiadas. Todos los productos que se utilizan para la elaboración de las cervezas salen de la propia chacra, donde se cultivan cereales, lúpulo y frutos rojos que son los protagonistas de cada estilo de cerveza. Actualmente se producen más de 14 estilos y se incorporan productos locales en cada uno de ellos, como la tradicional Torta Negra y fruta fina cosechada en la chacra.